Hablar de Camerún me lleva a recuerdos de una amiga de la infancia, Rita, que recordaba conmigo su país entre sonrisas en la lluviosa Inglaterra.

Camerún evoca al Africa de verdad, al concepto de Africa que todos sentimos como una fuerza natural atrayente y misteriosa para los europeos poco experimentados con el continente. No conozco el país y me pregunto si estos recuerdos me habrán dejado una visión imaginaria real, o si Camerún será muy distinta de lo que yo espero.

Lornoar es una buena oportunidad para acercarnos al país africano. Una artista; cantante, que propone su arte fuera y dentro de Camerún, trasportando sentimientos y verdad. Su preocupación por el cierre de las fronteras y los límites a sus conciertos internacionales y la sensibilidad con la que analiza su situación familiar y la de todos, tras el coronavirus, nos retratan una mujer comprometida que sueña con reunirse con su marido, Benjamín, que vive en Tenerife y a quien no verá hasta no sabe bien cuándo.

¿No les encanta escuchar su precioso francés?, aquí les dejo la traducción de sus palabras del testimonio del video.


"Hola;

Soy LORNOAR, artista musical de Camerún y madre de una joven adolescente de 15 años.

Esta crisis sanitaria afecta al mundo entero y me imagino que todos los habitantes del planeta están atravesando un doloroso periodo.

Sin embargo conseguimos crearnos momentitos de alegría, son necesarios y reconfortantes.

Por mi parte, vivo con mi hija y una de mis hermanas quién es enfermera y que, por ello, se ve obligada a salir cada día para ir a trabajar y contribuir al esfuerzo nacional frente a esta crisis.
En realidad soy bastante hogareña y por ello no me pesa tanto el confinamiento.

Aprovecho estos días para trabajar y perfeccionar mi juego de guitara, compongo nuevas canciones y leo mucho.

Con mi niña vemos la televisión, tanto programas informativos, musicales, documentales o películas.

También cocinamos juntas, y aprovecho para transmitirle recetas tradicionales que he heredado de mi madre y de mi abuela. Además tenemos algunos remedios naturales que refuerzan las defensas inmunológicas pero que exigen cierto control en su preparación.

Mi hija sigue algunas clases retransmitidas por la televisión nacional aunque no estén todas muy adaptadas. Es importante que conserve el ritmo del aprendizaje y mantenga cierta sed de conocimientos.

Como es adolescente y muy activa por naturaleza, le cuesta más quedarse quieta y encerrada en casa. Me doy cuenta de que cada día que pasan echa más de menos a sus relaciones con sus amigas y sus primos.

Por mi parte, el no poder trabajar en estos momentos me resulta bastante duro moral y económicamente, y peor es el no saber cuándo podré recobrar una actividad normal, y en particular mis conciertos en Camerún y en los escenarios internacionales, todos ellos totalmente suspendidos. Me genera mucha inseguridad y preocupación.

Lamento que las autoridades de mi país hayan tardado demasiado en cerrar las fronteras ya que todos los casos positivos por covid-19 llegaron del exterior mientras que otros países africanos ya habían tomado esta necesaria decisión. Además, han intentado mantener en cuarentana a los casos importados pero algunos inconscientes se escaparon y se escondieron entre sus respectivas familias, infectando de paso a todos los miembros de su hogar. Ahora Camerún se encuentra entre los países más afectados de África subsahariana, y va a resultar muy complicado el poder controlar la propagación del virus. En nuestra sociedad resulta casi imposible exigir a la gente un estricto confinamiento: algunos no tienen ni agua corriente, muchos viven de las ventas o de los servicios prestados en el día anterior; además familias numerosas viven en pequeñas casas. La gente no ha adquirido en seguida consciencia de la amplitud del peligro y de la importancia de los gestos y distancias de seguridad. Por ello, los que somos algo mediáticos como yo, intentamos sensibilizar a nuestro entorno y seguidores, y dar ejemplo; pero también debemos ser comprensivos y solidarios con las circunstancias de cada cual.

Como otras soluciones me gustaría que se distribuya mascarillas gratuitas ya que son ahora obligatorias para todos en el país. También hubiera sido una medida muy eficaz el ofrecer la conexión a internet gratuita para todos ya que la gente la usa mucho en estos tiempos, y con mayor razón a los estudiantes que podrían así seguir las clases que se dan por esta vía.

Tras esta crisis, me parece que el mundo se verá muy debilitado a nivel económico, pero también bastante curado a nivel ecológico gracias al parón obligatorio de la actividad humana, tan destructiva para el medioambiente. Comprobamos que estas semanas el planeta respira mejor: ha podido por fin quitarse la mascarilla mientras que el hombre ha tenido que ponerse la suya.
A nivel humano, creo que la gente cuidará más y mejor a sus seres queridos. Pasamos y pasaremos más tiempo juntos a nuestros amigos y a nuestra familia. Es aquí una de las bondades de esta crisis. Además, como cristiana, creo y deseo que más personas se estén acercando a Dios.

Un beso desde Camerún."

Qué es SmartLinking

Es tu opción innovadora para adquirir conocimiento experto personalizado en torno al turismo la innovación y el emprendimiento.

Pagos y Seguridad

logos pagos seguridad

Con el apoyo de

logo 2x2 con texto feder
Proyecto subvencionado por la Agencia Canaria de Investigación, Innovación y Sociedad de la Información